10 de diciembre de 2014

Campanillas de otoño

Tonet cogía campanillas silvestres, y formando una corona la colocaba sobre los alborotados pelos de su amiga, riendo al ver cómo se asemejaba a las cabecitas pintadas en los altares de la iglesia del Palmar           
                                                                                                            Cañas y barro
                                                                                                            Vicente Blasco Ibáñez




Parece que el único mérito o la única utilidad de estas campanillas de otoño, leucojum autummale, es adornar los campos con su pequeña presencia durante los meses de otoño, lo cual no es poco pues posiblemente es la estación más pobre en flores. No he encontrado nada referente a esta florecilla salvo la información puramente botánica. Es más, estoy casi seguro que no son estas las campanillas con las que Tonet  le hace una corona a Neleta.



Pero la ausencia de datos no va a evitar que ponga unas cuantas fotos de esta flor en apariencia poquita cosa y con ese aspecto tímido que le da la caída del tallo. Sin embargo todo lo que tiene de sencillo y poco vistoso en el exterior lo tiene de llamativo en el interior. 



3 comentarios:

Miguel dijo...

Lo cierto es que en su humildad encierra una gran belleza y delicadeza.
Un abrazo,

Magia da Inês dijo...

·.✿✿ミ Fotos super lindas!!!
Quanto mais simples for a flor mais preciosa em seus detalhes.
A penúltima foto está incrível... parabéns!!!

╭✿╯Bom fim de semana!
╰✿╮Beijinhos do Brasil.° ·.

JUAN FUENTES dijo...

Las flores son regalos que nos ofrece la evolución.
Felices fiestas

Publicar un comentario